Crónicas Mexicanas

UN DIA COMO HOY.- En 1521, después de que los invasores españoles al mando de Hernán Cortés dieron un baño de sangre al pueblo azteca, al que derrotaron y esclavizaron, dejando la gran Tenochtitlán destruida entre hambre, dolor y muerte, Cortés acampado en Coyoacán, lejos de la peste y hedor de tantos cadáveres, decide fundar el Ayuntamiento de Coyoacán para autonombrarse Justicia Mayor, al servicio del rey de España y no de Diego de Velásquez, gobernador de Cuba, que fue quien lo mandó a explorar estas tierras, de las que se apoderó, precisamente un día como hoy, 23 de septiembre de 1521.

LA EXCOMUNION A HIDALGO.- Por haber iniciado la Guerra de Independencia contra la esclavitud y la injusticia de que era víctima el pueblo mexicano, el obispo de Michoacán, Miguel Abad y Queipo, lanzó un texto de excomunión contra el padre Miguel Hidalgo, donde textualmente decía: “Por autoridad de Dios Todopoderoso y de la inmaculada Virgen María: Sea condenado Miguel Hidalgo y Costilla; lo condenamos para que sea atormentado, despojado y entregado a Satán: “Que el Padre, el Hijo y María Santísima lo maldigan; que sea maldito en vida y muerte; que sea maldito dormido o despierto, parado o sentado; sea maldito exterior e interiormente; sea maldito en su pelo, en su cerebro, en sus vértebras, en sus sienes y mejillas; en sus mandíbulas, dientes y muelas; en sus hombros, manos y dedos. Sea condenado en su boca, en su pecho, en su corazón y en todas sus entrañas y hasta en el mismo estómago. Sea maldito en sus riñones, en sus ingles, muslos y en sus genitales, en sus caderas, pies y uñas. Sea maldito en todas sus coyunturas y articulaciones, desde la corona de su cabeza hasta las plantas de sus pies, que no tenga punto bueno. Que el hijo de Dios lo maldiga y le condene, a menos que se arrepienta y haga penitencia. Amén y así sea”. Esta excomunión fue expedida el 24 de septiembre de 1810, por ese trastornado mental, hijo de Hitler, llamado Abad y Queipo, obispo de Michoacán. Pero increíblemente Hidalgo aún sigue excomulgado por la “Santa Iglesia”.

AHORCARON A SU PADRE.- En plena Guerra de Independencia, los españoles aprendieron al padre de Nicolás Bravo, al que solo por ser el padre de Nicolás Bravo lo condenaron a muerte, por lo que José María Morelos ofreció su canje por 800 soldados españoles que tenían presos, siendo ahorcado el señor padre don Leonardo, por lo que Morelos le entregó a Nicolás Bravo los prisioneros para que los fusilara en venganza. Bravo les refirió la cruel infamia cometida por el virrey al no aceptar el canje, y que tiene la orden de fusilarlos, pero que en cambio de eso, por la gloria y en memoria de su padre les daba la libertad, los que al ver el tan alto grado de nobleza y calidad humana de Nicolás Bravo, absolutamente todos se incorporan a sus fuerzas, el 25 de septiembre de 1812. ¿Qué dirán de esto los reaccionarios difamadores sin ética que escriben tendenciosa y malévolamente contra nuestros héroes?

LOS MALOS MODALES.- Qué mal aspecto dan las personas que al estar comiendo, truenan la boca ruidosamente.

LA FRASE DE HOY.- “La historia universal es el tribunal del mundo” (Schiller) Y así hay tontos con iniciativa que quieren distorsionar la Historia Universal a base de falsedades y difamaciones, con el pretexto de querer “desmitificar” a nuestros héroes.

LEA ESTAS CRONICAS.- Diariamente en www.lalagun4.com, o en www.grupocontexto.com.

AGRADECERÉ SU COMENTARIO: manuelteranlira@aol.com

You must be logged in to post a comment Login